Entrega de oro

Maximiliano Navarro es uno de los jugadores más valiosos que tiene el Campeonato Uruguayo, de los líberos con mayor destaque en la competencia, y con un claro ascenso y prolijidad desplegado en su juego que actualmente se desarrolla en Old Christians.

El defensa que milita en el conjunto coloniense fue clave en la victoria que sumaron ante Boston River en el gimnasio Juventud de Colonia, la cual fue vital para luchar en la última jornada ante Urupan por el quinto puesto en la tabla general de clasificación de cara a los playoffs. Navarro dialogó con A Dos Toques Futsal y destacó el presente de la institución tras el triunfo obtenido en la 17ª fecha. “Old Christians viene mejorando, de los últimos nueve puntos solamente hicimos 1, donde merecimos más cuando enfrentamos a Nacional y Peñarol, pero no se dio por cuestión de suerte. Ante Boston River encontramos el triunfo, ya que a falta de tres minutos perdíamos por un gol, y la generación de jugadas claves permitió que el resultado gire a favor nuestro. Buscamos la manera, aparecieron dos balones, pero lo importante es levantar ciertas cabezas que se necesitan para acomodarnos en la tabla”.

Con respecto al tramo final del certamen, el cierre resumió el cotejo realizado ante un rival fundamental e importante como Boston River, de esa manera escalar y abrir otra puerta de cara al cierre de la primera fase del torneo. “En el primer tiempo los respetamos mucho, los dejamos venir, jugamos al ritmo de ellos, realmente Boston fue el mejor equipo en cancha. Peor que los 10 minutos del inicio nuestros no se van a encontrar en el resto de la temporada, es algo que voy a remarcar y será para trabajar en los compromisos que se avecinan. Si bien la actuación personal no fue la que se esperaba, el equipo respondió y sacamos adelante el partido desde lo colectivo. Cumplí la función de pívot, roté la zona de defensa con otro compañero, probamos, salió, y eso es algo positivo en la suma de los tres puntos”. Párrafo de la entrevista que enfoca al momento actual que atraviesa el equipo, y lo que se avecina en la lucha por el título en juego. “No le llamaría irregular, sino que hicimos una primera parte del año mala, donde no solamente fue la falta de Fedele (Federico), tampoco estaba Ignacio De León, Juan Betarte, Juan Torres se lesionó en el debut de la temporada y recién volvió al culminar la novena jornada, Juan Montans que tuvo que realizar un viaje personal, estamos hablando de cinco jugadores que son clave. Se hizo lo que se pudo. Sabíamos desde el primer momento que no era lo que queríamos, pero las cosas se dieron de esa manera. Buscamos levantar en la segunda rueda, y conseguimos resultados que en el primer semestre fueron adversos”.

La previa ante Urupan no quedó de lado. La derrota del elenco pandense ante Banco República, y el triunfo de Old Christians, transforma ese duelo en mención en uno de los destacados del fin de semana, el cual está bajo una expectativa para definir el quinto puesto de la tabla general. “Es un partido de suma importancia, ya que de ganar nos generaría la oportunidad de cruzarnos con Banco República, y no con el tercero, que en esta situación actual sería Boston River, pero somos conscientes que todos los cruces van a ser difíciles. Vamos a construir de a poco, en el duelo ante Urupan yo cumplo la quinta amarilla y no voy a estar, al igual que Sebastián Noy, quien fue expulsado en esta penúltima jornada”.

Maxi Navarro se encuentra en un momento fantástico. Entrenando en el Trébol Negro, y a la vez siendo partícipe de la selección uruguaya. Líbero de enorme valor, el cual aumenta su protagonismo en partidos de mayor importancia. Elogios de rivales y compañeros, con un transitar que es equilibrado y que siempre deja puntos positivos que son claves para sumar unidades.

Twitter – @Guille263