Lo volvió a hacer

Old Christians superó 4-3 a Peñarol el sábado en el Polideportivo de la ciudad de Las Piedras por el partido de vuelta de cuartos de final correspondientes a los playoffs del Campeonato Uruguayo, donde el Trébol Negro volvió a eliminar al conjunto aurinegro y se medirá a Boston River en la instancia de semifinales.

Encuentro de ida que culminó 3-2 a favor del plantel coloniense, donde obligaba al equipo mirasol a ganar en la revancha para estirar la serie a la disputa de un alargue en busca de la clasificación a la siguiente fase, pero el rival de turno mostró solidez, orden, prolijidad defensiva y una actitud que anuló todo intento de triunfo de la plantilla dirigida por Gonzalo Fresia, la cual confirmó su momento preocupante en el certamen y por cuarto año consecutivo no estará en las etapas definitorias.

Conjunto local que formó con Juan Pablo Silveira, Pablo Lanza, Brandon Díaz, Juan Custodio y Nicolás Ordoqui, quinteto relevante en cancha, con un trabajo que se centró en los remates e intentos ofensivos del pívot, pero el cual se encontró con un pilar que lo contuvo en todo el trámite, ya que el trabajo de Maximiliano Navarro se mostró en un excelente nivel. Junto al mencionado cierre, Old Christians inició con Juan Montans, Federico Fedele, Juan Torres y Sebastián Noy, este último retornó a escena tras cumplir una suspensión sufrida en el duelo ante Boston River por la fase regular, y demostró estar en un momento fantástico.

Pívot coloniense que expuso su mejor versión en la temporada. Veloz, intenso, picante, e imposible de anular por parte de la defensa rival. Pelota que jugó Montans en largo y a la espalda de los líberos, donde se visualizó como el arma de mayor peligro y que generó complicaciones constantes en la última zona aurinegra. Arribo de Noy sobre el área cuidada por Silveira, remate potente, cruzado, que culminó en redes opuestas para marcar el 1-0 parcial para la visita.

Fedele anotó el 2-0 para dar la sorpresa en el Polideportivo de Las Piedras, el cual mostró un número importante de espectadores que se acercaron un día feriado, gélido, pero con expectativas de apreciar un buen juego de cuartos de final, siendo relevante lo hecho por el capitán de la selección uruguaya, jugador que fue clave, figura y la carta de mayor peligro en el Trébol Negro. Respondió como a lo largo de la temporada -desde su retorno de Italia-, fue el nombre más valioso de la etapa de playoffs ante Peñarol. Líder de un equipo con un bajo promedio de edad, con respuestas en cada una de sus funciones, pero con una columna vertebral que se conectan a la perfección para darle una conducción acertada a una idea que da resultados.

Primera parte que finalizó 2-0 a favor de la visita, con un trabajo aurinegro que preocupó de cara a lo que se avecinaba, ya que el único marcador que le servía, era el de la victoria. Rendimientos bajos, sin una idea clara, y pasajes de nombres que no explotaron al máximo el conocido potencial, y por ende, lo hecho por el rival de turno fue superior y complicado de contrarrestar. Old Christians se mantuvo siempre en una misma línea, con una solidez importante del arquero Montans, cierres correctos de Navarro, y circuitos que se generaron en los pies de Fedele y Torres, los dos conductores de un prolijo juego de ataque.

Complemento que tuvo a Peñarol desde el arranque con la apuesta en el arquero jugador, el cual lo realizaron con Martín Aldave en un principio y luego continuó con Guillermo Goerki. Intentos inmediatos de descuento, los cuales se esfumaron con la anotación de Maximiliano Navarro a los 3 minutos de la segunda mitad del cotejo. Confirmación del excelente momento del líbero, quien cubrió su zona a la perfección y a la vez desplegó sus oportunos dotes de atacante para marcar el 3-0 con el que inclinó totalmente la balanza para el conjunto de Colonia. La historia, los títulos, las incorporaciones, el trabajo del año, varios de los ítems que no podían quedar atrás, hundidos, escondidos, tras el marcador se daba en el escenario de Canelones, y por lo mencionado, el plantel carbonero fue en busca de la hazaña y encontró dos concreción. La primera por intermedio del goleador Ordoqui, el cual tras un remate cruzado al palo izquierdo defendido por Montans, puso el 1-3 que le levantó al público mirasol. Luego, Aldave, de flojo encuentro, apareció por el centro del área para convertir el 2-3 que despertó la emoción en el tramo final del partido.

Pero el desorden, la desesperación por el empate, el tiempo que jugó su rol importante, y la idea que nunca se entendió, fueron los claros enemigos de un equipo de Peñarol que sufrió la cuarta anotación del Trébol Negro en el momento de mayor levante. Ezequiel Leizagoyen exigió el error de la última línea carbonera, y encontró el pase fallido de Goerki que liquidó las acciones a falta de 1 minutos y medio. Juvenil que se mostró atento en su cometido, presionó la salida y sentenció la clasificación de Old Christians a las semifinales del playoffs. Ordoqui puso el tercero mirasol en los segundos finales.

Peñarol volvió a quedar afuera de la definición del certamen, esta vez en cuartos de final ante el mismo rival que la temporada 2017. Cuatro años de manera consecutiva que el aurinegro no alcanza la gloria y su camino queda trunco en la etapa crucial de la competición. Apuesta importante, desde los nombres, hasta el armado del proyecto 2018 que quedó atrás, en una serie que se esperó una mejor actitud, reacción, calidad de juego y contundencia a la hora de imponer su potencial de cara a los objetivos claros del año.

Old Christians sigue dando que hablar, tal como sucede hace cuatro certámenes. Campeones en 2015 y 2016, finalistas en 2017 y semifinales -en carrera- en la presente competición. Rendimientos que fueron equilibrados. Fedele la figura, acompañado de dos pilares como Navarro y Montans que permitieron observar seguridad absoluta en la defensa y la generación de un juego efectivo en zona opuesta. Gastón Arriola, Torres y Leizagoyen se acoplaron a la perfección para colaborar y brindar sus características, siempre interesantes, para conseguir el triunfo de clasificación.

El Trébol Negro enfrentará a Boston River en instancias de semifinales, en un duelo que promete ser interesantes, tanto por la calidad de jugadores, como lo que está en juego. Partido de ida el miércoles en Colonia, y la vuelta será el fin de semana en Montevideo. Todos los actores a disposición y un público que seguro acompañará en los dos enfrentamientos que colocará a uno en las finales que se desarrollarán luego de la disputa de la Liga Sudamericana.

Detalles del encuentro:

Peñarol 3 – 4 Old Christians (en Las Piedras)

Goles: Nicolás Ordoqui x2 y Martín Aldave (Peñ); Sebastián Noy, Federico Fedele, Maximiliano Navarro y Ezequiel Leizagoyen (Old)

Twitter – @Guille263